CONCURSO DE MICRORRELATOS GETAFE NEGRO

Mi primera incursión en lo que podríamos llamar escritura creativa fue motivada por un reto personal que me llevó a participar en el concurso de microrrelatos que organizaban en Getafe Negro. Tenías que construir una historia a partir de una frase que te daban, ponerle título y cuidar que tras la frase de inicio no hubieran más de 150 palabras.
Y lo logré y para mi fue un descubrimiento: podía escribir ficción. Y me gustaba aunque seguía teniendo enormes dificultades.
Luego seguirían los cursos en el Bibliocafé y esos microrrelatos que voy poniendo Aquí y de los que tan orgulloso, por lo que me cuestan, estoy.
Ya os contaré la semana que viene el nuevo curso en el que me he embarcado y en el que ya estoy disfrutando.
Pero eso será la semana que viene. Hoy os dejo con uno de los microrrelatos con los que he participado este año ( han sido tres y los iré poniendo poco a poco). La primera frase, como siempre es la obligada. También os enlazo el microrrelato ganador de este año.
Espero que os gusten. Yo disfruto pensándolos, escribiéndolos y compartiéndolos.



El comandante de la Guardia Suiza nunca llegó a a cruzar el umbral. Y fue una suerte para todos.
Cuando se disponía a sacar las llaves y descansar un par de horas en sus habitaciones, el móvil vibró en el bolsillo interior de la chaqueta, junto a su arma.
El merecido descanso debería esperar; un grupo de turistas extraviados a punto había estado de introducirse en las habitaciones privadas de Su Santidad. Alguno de sus hombres pagaría por todo ello: por el fallo de seguridad y por su oportunidad de descanso perdida.
Pero para todos los demás fue una suerte: para el estado vaticano, para la guardia suiza, para su comandante, para su mujer Emilie y para el nuevo recluta Luca.
Si hubiera cruzado el umbral mientras sacaba su Beretta y los hubiera visto...
Un crimen pasional en el Vaticano daría mucho que hablar pero él no estaba dispuesto a compartir a Luca.
Faltaría más.





2 comentarios:

Anónimo dijo...

En mi humilde opinión, y no es pasión de hermana, me parece mejor el tuyo... en fin, doctores tiene la iglesia. Besos

Anónimo dijo...

Está muy guay!!!! y coincido con mi mami...el tuyo es mucho mejor ;) Enhorabuena tio...los esfuerzos que estas haciendo están dando su frutooooo!!!! UN BESOTE!!!

COSAS APARENTEMENTE INTRASCENDENTES Y OTROS CUENTOS, DE PERE CALDERS

S INOPSIS " Pere Calders es un maestro del relato breve. En sus cuentos medita sobre el concepto de realidad, a la manera de Kafk...